La atención a enfermos, así como también responsos, funerales o santas Misas, se podrán realizar ante una emergencia de carácter impostergable, gesto de especial cercanía ante el dolor.
 
Este miércoles 29 de julio, a las 22:00 horas, comenzó a regir la cuarentena obligatoria para los habitantes de La Serena y Coquimbo. Ante ello, la Vicaría Pastoral de la Arquidiócesis informó que las parroquias de dichas comunas seguirán prestando sus servicios que tengan carácter de impostergables.
 
En este sentido, la atención a enfermos está a cargo del párroco de cada sector. En caso de no ser posible por alguna eventualidad, puede hacerlo cualquier sacerdote. En cuanto a funerales, santas Misas o responsos, se pueden realizar en la parroquia, domicilio o funerarias, siendo atendido igualmente por el párroco correspondiente al lugar, sin embargo, en caso de no poder acudir se puede solicitar a cualquier sacerdote. 
 
De igual modo, destacar que la atención a enfermos en los hospitales San Juan de Dios en la capital regional y San Pablo de la ciudad puerto, continuarán de manera regular por los respectivos capellanes, el P. Carlos Valenzuela y el P. Alex Pizarro, respectivamente.
 
Ante cualquier duda o consulta, está disponible el correo electrónico Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. 

Lo más visto