Luego del último fin de semana de febrero, y a solo días de comenzar marzo, Carabineros realizó el balance de la situación de tránsito durante la época estival.
Según lo informado por la institución, se contabilizó un total de 22 fallecidos y de 512 accidentes durante estos meses. De acuerdo a las cifras manejadas, la cantidad de siniestros viales corresponde a un 25% menos de lo registrado el año pasado; no obstante, los decesos son ocho más que el año pasado.

El total de vehículos que retornaron a la capital fue de 360 mil, aproximadamente, muy cercano a las estimaciones que se habían realizado desde la institución uniformada.

De acuerdo al jefe Zona Tránsito y Carretera de Carabineros, general Manuel Valdés, “la cifra de fallecidos es porque las velocidades que le imprimen a los vehículos son mayores a las permitidas, se genera una gran energía y por ende tenemos consecuencias fatales”.